viernes, 27 de junio de 2014

Noticias del nectarinero

Ésta es la jardinera que construí al sol:

Es un sitio muy calentito.

Éste es el nectarinero que planté en la jardinera:

Y enseguida se puso a florecer.

Éstas son las flores fertilizadas:

 También llamadas "frutos".

Éstos son los frutos unos meses después:

 
Hay tres: estos dos juntitos y otro un poco más lejos.

El Big Top está que se sale.

 Aunque no esperamos que los frutos prosperen.
Es su primer año.


lunes, 23 de junio de 2014

Cosecha de frutos rojos

La temporada de los frutos rojos ha terminado en el Herrén y es un buen momento para hacer un pequeño balance.

 Cosecha de un día muy bueno.

Hoy en día, en el Herrén tenemos:

- dos frambueseros del Lidl, variedad desconocida, plantados esta primavera. Uno nunca brotó. El otro está feliz como una perdiz, pero no ha dado fruto.

- dos groselleros negros del Lidl, variedad desconocida, plantados esta primavera. Han dado cada uno un racimito de grosellas super astringentes y ácidas, pero creo que no estaban maduras.

¿Os parecen maduras estas grosellas?

- seis fresales Korona y seis fresales Sonata que, por supuesto, no marqué, con lo cual ahora no sabemos qué variedad nos gusta más, pero nos da igual porque las fresas estaban de muerte. Eran grandes y rojas, con la típica forma de fresa, agradables al morder, dulces y con un sabor intensísimo.

De muerte, digo, de muerte.

- un montón de fresales que me regaló mi amiga Fran, sobrantes de su huerto, que han dado unas fresas pequeñas, duras y llenas de semillas, pero muy ricas.

Y fueron las primeras en salir.

- un cerezo chiquitito que el año pasado no dio fruta pero este ano ha dado una docena de cerezas grandes y jugosas, de piel brillante y carne firme, muy agradable de morder y de sabor dulce. No puedo esperar al año que viene.


Compraré más fresales Korona y Sonata en el Lidl el año que viene y seguiré intentándolo con más frambueseros y groselleros. También quiero probar la uva espina, porque la he probado en casa de una amiga y me encantó.

jueves, 19 de junio de 2014

Jardines en ojo de cerradura

Desde que he comprendido que en el Herrén no puedo cavar, sino que tengo que añadir por encima de lo que hay, estoy dándole muchas vueltas a los elementos del huerto y del vergel.

Una de las cosas más interesantes que he encontrado es el jardín en ojo de cerradura con compost incorporado.

Keyhole Garden Bird's Eye View and Side View

Imagen tomada de aquí.

La idea original surgió en África y la está popularizando la organización Send a Cow, una ONG británica que trabaja en temas de soberanía alimentaria en este continente.

La idea no es ajena a la permacultura, de hecho apesta a permacultura por todas partes. Ya Toby Hemenway, en su libro Gaia's Garden, dice que tiene mucho más sentido organizar los bancales en redondo, no de forma linear, ya que se reduce el espacio necesario para el acceso al bancal.

 Imagen tomada de aquí.

Esto ha dado lugar a una forma diferente de concebir el huerto, pasando de este tipo de diseños:

vegetablegarden
Imagen tomada de aquí.


A éste tipo de diseños:

 
Imagen tomada de aquí.


Además, Send a Cow recomienda que el bancal se sitúe cerca de una cocina (zonas) y el diseño incorpora un centro permeable en el que se hechan los restos vegetales de la cocina y las aguas grises domésticas para aportar nutrientes y agua a las plantas. Por último, los jardines se plantan con diferentes especies (policultivo).

Una cosa que no se suele comentar en relación con estos bancales es la orientación, pero a mi me parece obvio que si la entrada, la "cerradura" del jardín está orientada al sur (en el hemisferio norte) el jardín y, sobre todo, la piedra de la cerradura acumularán calor y se creará un pequeño microclima. Pero Miguel me dice que no, que la cerradura tiene que estar orientada al norte para que el sol de de lleno a las plantas. ¿Vosotros qué pensais?

En cuanto al relleno, se parece a la idea del acolchado por capas, o acolchado lasaña.


 LasagnaLayers_245
Imagen tomada de aquí.

Pero también se podría hacer tipo hugelkultur, o hacer como en este vídeo de Send a Cow, en el que echan latas oxidadas en el fondo para aportar hierro y cenizas domésticas para aportar potasio.

video
Vídeo tomado de aquí.

Si combino esta idea con mi idea del semillero protegido con viejas ventanas, podría hacer un huerto maravilloso. Voy a empezar a experimentar con vistas a las plantas para el otoño.








martes, 17 de junio de 2014

El plan maestro

¿Conoceis a este señor?

Geoff Lawton 1.jpg
Foto tomada de aquí.

Es Geoff Lawton. En el mundo de la permacultura es una estrella de fama mundial. Si fuera futbolista, sería Messi, si fuera cantante, sería Shakira. Tiene una página de vídeos gratuitos (aunque hay que registrarse, pero vale la pena) y un montón de vídeos en You Tube, de los cuales el que más me impactó fue éste:



Greening the desert

Además, Geoff Lawton tiene un curso de diseño en permacultura que es online, cuesta 1.000 dólares, dura 12 semanas y te da un diploma de diseñador al final. Al parecer es el mejor curso de diseño de permacultura que existe hoy en día (ver los comentarios al final del artículo del enlace anterior).

Una noche, estaba yo mirando la información sobre el curso y suspirando, cuando mi querida esposa me preguntó qué me pasaba.

- Ojalá tuviera 1.000 dólares y 12 semanas para hacer este curso -, le dije.
- Bueno, otra cosa para la lista de cosas que haremos cuando nos jubilemos -, dijo ella.

Y nos fuimos a la cama.

Al día siguiente recibí un email de un amigo de la CSA (¡Hola Javier!!). Decía:

"Hola Lucía.
Tengo un amigo entusiasta de la Permacultura, un licenciado muy brillante de Ciencias Ambientales y muchas cosas más. Me cuenta que está buscando una finca para hacer un diseño permacultor (sólo un proyecto, no para aplicarlo en principio). He pensado en vuestra finca"

Y yo le contesté:

"No me digas que va a hacer el curso de Geoff Lawton, que empieza el mes que viene. ¡¡Qué envidia!!
SIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIII, le dejo la finca, toda la información que tengo sobre ella y a mi primogénito si le hace falta. Dame su teléfono y le llamo esta misma mañana."

Así que, ¿adivinad a quién le está haciendo un diseño de permacultura un estudiante del curso de Geoff Lawton?

¡¡¡A mi!!!!!!!!!!!!!!!!!

Se llama Miguel y es encantador. Y sí, es brillante, y divertido, y super tranquilo, y me he pasado un día entero con él en el Herrén, hablando, recorriendo la finca y hablando un poco más. Y ya hemos quedado para repetir. No me acabo de creer la suerte que he tenido.

Y ni siquiera he tenido que darle mi primogénito.




viernes, 13 de junio de 2014

Los quesos prometen

Con al altas temperaturas hemos tenido que dejar de hacer quesos curados y semicurados. Nuestros estupendos sistemas de enfríamiento pasivo y humidificación pasiva funcionan bien, pero no lo suficiente como para resistir el verano. Los quesos se siguen haciendo, pero perden calidad, así que hemos decidido que hacer quesos en una actividad más de tipo invernal.

Los hermosos quesos envueltos en hojas de castaño, que hemos bautizado "puesnos".
Sí, sí, como suena.

Un puesno por dentro.

Los puesnos no acaban de cuajar. Habrá que seguir probando. Eso sí, bonitos son un rato.


Los puesnos con sus primos sin cubrir.

Cuando van sin cobertura de hojas, los quesos pequeños se quedan demasiado duros. Este tamaño sólo va a funcionar para puesnos.

Siguen saliendo quesos tipo roquefort.


Y cosas preciosas como ésta.

El problema de la acidez se ha resuelto añadiendo ferméntos lácticos (para los que no hablamos queso, esto se refiere al yogurt).

Vamos por buen camino. Ahora hay que encontrar moldes más grandes y buscar el tamaño ideal.

Una última fotico para chulearme de quesos.

martes, 10 de junio de 2014

Erosión en el prado grande

El prado grande es como llamamos a la zona central del Herrén. Es un gran prado en cuesta que acaba en la zona de acumulación de agua (12). En esta imagen es el gran espacio blanco que hay a la derecha de la valla divisoria que empieza en las naves (7 y 6).

Si haces clic en la imagen la verás más grande.



  
 El prado grande, visto desde la zona de acumulación de agua.

Como todo el Herrén, el prado grande es un lugar de contrastes. La zona central, más baja, tiene mucha agua la mayor parte del año y está llena de hierba verde y alta, con ranúnculos.


 
Ranúnculos entre la hierba. Esto significa que hay agua muy superficial.


  
 Servidora rodeada de hierba alta y ranúnculos en el prado grande.
Llevo botas de agua, si no me estaría calando.

Pero en la parte más alta, la erosión es tan grave que la roca aflora.

 
Zona erosionada.


 Roca madre aflorando.


Una parte del prado grande está fuera de la valla que rodea al Herrén. No sabemos porqué. 

 La zona del prado grande que está al otro lado de la valla.

Aunque el prado grande ahora está muy bonito, en unas pocas semanas estará completamente amarillo. No retiene nada del agua que corre por su superficie durante gran parte del año y uno de los factores que más contribuyen a este problema es que no hay suelo rico en materia orgánica que lo absorba. El agua corre hasta la zona de retención de agua y allí se evapora.

Cuando Sergi vino al Herrén a hacer el curso de permacultura se sorprendió al ver hasta que punto están erosionadas algunas zonas del Herrén. Me dijo que estrategias de recolección de agua de lluvia que implicaran cavar no iban a funcionar en el Herrén porquenos estaríamos constantemente encontrando con rocas que nos harían la vida imposible.

Yo estaba soñando con presas y zanjas de infiltración para utilizar el agua del prado grande y crear allí un edén. Pero Sergi tiene razón. Mi gozo en un pozo. O más bien, mi gozo en una zona erosionada por la escorrentía.

Así que me he puesto a investigar estrategias que no consistan en cavar, sino en *añadir* cosas: tierra, materia orgánica, rocas, lo que sea.

Y esto es lo que he encontrado:

Líneas de rocas en contorno, utilizadas en Burkina Faso para repartir homogéneamente el agua de escorrentía y reducir la erosión en un 60%.

En el Herrén hay muchísimas rocas.

Acolchado en contorno, que encontré en esta entrada de foro. Si alguien tiene más información, le quedaré eternamente agradecida.

Habría que traer grandes cantidades de materia orgánica al Herrén.

Hugelkultur (o como se escriba) en contorno:

 
Foto tomada de aquí.

Otro ejemplo aquí. Esta estrategia también implicaría traer grandes cantidades de materia orgánica al Herrén.

La idea de todas estas estrategias es plantar inmediatamente, ya sea encima del montón (como en el caso del Hugelkultur) o en la tierra que hay justo encima (como en el caso de las líneas de piedra). Otra alternativa es hacer estas estrategias con el método de la línea clave, no en contorno. Al parecer, con este método se reparte el agua de forma más homogéneamente. La verdad es que todavía estoy estudiando todo esto y no he tomado ninguna decisión.

Si alguien ha hecho algo parecido o se enfrenta a un problema parecido, le quedaré eternamente agradecida si me deja un comentario contándome su experiencia.





miércoles, 4 de junio de 2014

El submarino amarillo

En octubre de 2013 hubo una tormenta de granizo en Fresnedillas que causó varios destrozos en el Herrén. Uno de ellos fueron agujeros en una de las tapas de la fosa séptica de filtro biológico, también llamada el submarino amarillo, y en el tubo que va del váter a la fosa.

 
Imaginad la que cayó.
  

 Perfecto para nidos de vispas y malos olores.

Odio el submarino amarillo. No sólo gasta agua, sino que además está situado justo encima del gallinero, con lo cual, si alguna vez fallara, las aguas fecales irían directas a contaminar a las gallinas y después de eso, al huerto.

El submarino amarillo con el gallinero al fondo.


Aquí se ve bien que el submarino amarillo está más elevado que el gallinero.
Foto tomada desde la esquina noroeste del Herrén.


Yo lo que quiero es un váter que composte los residuos.

Y si puede además alimentar un invernadero donde crezcan plátanos y demás, pues mejor.



Foto tomada de aquí.

Estoy barruntando planes. ¡¡La que se va a armar!!